EN LA CUMBRE

 

Grupo Cumbres celebra una década sentando precedentes con la construcción de cinco desarrollos inmobiliarios integrales, cuya inversión asciende a más de 130 mdd

A una década de su fundación, Grupo Cumbres encontró en la adversidad una oportunidad para poner en práctica la creación de desarrollos residenciales integrales con componentes sistemáticos y estratégicos, contribuyendo al desarrollo y paisaje urbanístico de la ciudad de Cancún, al mismo tiempo a la detonación inmobiliaria del Polígono Sur y a un cambio en políticas ambientales y de inversiones en la zona.

No fue obra de la casualidad, sino de un grupo de visionarios, liderados por Moisés El-Mann y Eduardo Martínez, quienes con un amplio know how inmobiliario con antecedentes en las principales ciudades del país y con el expertise en el trazo urbanístico del principal destino turístico del país definieron proyectos inclusivos para construir productos fundamentados por el diseño y la arquitectura como una estrategia para elevar las condiciones de vida de un mercado aspiracional pero carente de productos inmobiliarios de calidad.

Una inversión a la fecha de 130 mdd dio como resultado cinco desarrollos: Residencial Cumbres, Residencial Palmaris, Residencial Arbolada, Residencial Cumbres Chetumal y Residencial Aqua, con los que se colocaron cuatro mil 500 unidades en más de 200 hectáreas y han generado cinco mil empleos anuales.

PROVERBIO AFRICANO

Todas las mañanas, en África, se despierta una gacela. Sabe que tiene que correr más rápidamente que el más veloz de los leones porque, de lo contrario, morirá. Todas las mañanas se despierta un león. Sabe que debe superar a la más lenta de las gacelas porque, de lo contrario, se morirá de hambre. No importa si usted es el león o la gacela. Cuando el sol asoma, lo mejor que puede hacer es empezar a correr.

Y La sabiduría de esta parábola bien la aplicó Grupo Cumbres al ambiente de negocios. No se limitó a tratar de tomar ventaja a los competidores. Estructuró su propio camino e implementó productos diferentes, flexibles y adaptados a un mercado correcto.

 

DOS RETOS, DOS LOGROS

“Principalmente son dos retos que se convirtieron en logros. El primer reto fue vender nuestro producto en condiciones adversas tales como la contracción en el entorno económico global, la influenza y la falta de créditos hipotecarios, que afectaron mucho en nuestra entidad.

“Se crearon productos innovadores y aspiracionales para los mercados objetivo, brindándoles un modelo atractivo de financiamiento, el cual fue muy bien aceptado y reactivó e impulsó las ventas de nuestros productos.

“El segundo reto que se convirtió en logro fue el de mantener el ritmo del desarrollo que venimos haciendo en los predios, creando conceptos nuevos y únicos en el mercado, adaptándonos a las necesidades de nuestros clientes, entregándoles sus requerimientos y continuamente satisfaciendo sus necesidades.

“El innovar con productos de alta calidad dirigidos a diferentes mercados, que aunque en su concepto fueron cambiando para hacerlos accesibles a diferentes segmentos del mercado, la calidad en cada uno de ellos fue de primer mundo.

“Y para ello diseñamos nuestro propio esquema de comercialización, precios y condiciones que se fueron ajustando a las necesidades del mercado al que es dirigido el producto”, revela Eduardo Martínez González, director general de Grupo Cumbres.

CRÉDITO Y CREDIBILIDAD

“La falta de un instrumento de crédito para el desarrollador y para el comprador fue uno de los inhibidores de la industria inmobiliaria. Esto se solucionó mediante la inyección propia de capital para urbanizar y el otorgamiento de financiamiento privado con mejores características que los bancos.

“Otro obstáculo fue el de desmarcarnos del sector inmobiliario que no pudo mantener sus promesas o compromisos de entrega, que generaron una desconfianza general en todos los mercados. A esto nuestro grupo respondió entregando sus productos a tiempo, y con ello demostrando y restaurando esa credibilidad y seguridad jurídica.

“Es nuestro trabajo el seguir innovando con productos que vayan de acuerdo con el mercado evolutivo de la península y se siga promocionando con la misma fuerza e ímpetu que sus desarrollos anteriores”, apunta el ejecutivo.

“Creemos que cada vez son mejores las oportunidades para la industria inmobiliaria de respaldarse con instituciones de crédito, ya que gracias a su evolución, adaptación y flexibilidad a los mercados y situaciones económicas del país están haciendo posible la materialización de múltiples proyectos de inversión y desarrollo, beneficiando cada vez a más mercados que antes no tenían acceso a un estilo de vida idóneo a sus necesidades.

“Por nuestra parte, Grupo Cumbres es una empresa muy sólida y no tiene pasivos, pero está acreditado para utilizar líneas de crédito nacionales e internacionales de ser necesario”.

 

PLANES 

“Seguimos innovando con Aqua Residencial y su gran concepto, en donde ya tenemos producto para entrega inmediata y a su vez estamos iniciando una nueva sección bajo la misma idea con amenidades adicionales para uso y goce de sus residentes”, dice Martínez González.

 

EL CONSUMIDOR FINAL

“Cada desarrollo es único, con distintas necesidades, distintas amenidades, diferentes mercados y distintos esquemas de comercialización. El consumidor final es quien le da vida a los residenciales, y es él quien los consolida, no el desarrollador. Cada vez que se planea un producto o concepto residencial nuevo tiene que ser probado por el mercado que está en constante evolución, ya que nosotros no solo ofrecemos un lugar en donde vivir, sino que ofrecemos un estilo de vida.

“Pero lo que sí nos compete es que los productos colocados de Grupo Cumbres han conseguido una plusvalía anual de aproximadamente 30%, lo que le da importantes beneficios al consumidor final”.

 

PARTEAGUAS

“Definitivamente fuimos un parteaguas en la industria inmobiliaria, ya que en ese momento no había nadie en el mercado que ofreciera un fraccionamiento con una urbanización de primer nivel, con un mantenimiento autónomo de bajo costo con intervención del desarrollador, y con un nuevo estilo de vida dentro de una comunidad integral, en un lote residencial que satisfacía todas las necesidades del mercado.

“Cuando lanzamos nuestro primer proyecto había una gran demanda de este tipo de producto y nadie estaba atendiéndolo, además no existían desarrollos integrales que te ofrecieran seguridad 24 horas, que ya empezaba a ser sumamente importante.

“¿Y a qué nos referimos con comunidades integrales? A la combinación de servicios (escuelas, supermercados y entretenimiento), con el desarrollo residencial en su máximo nivel (es decir diseño urbano con altos estándares, marco jurídico claro y trasparente, desarrollo sustentable y formas de integración de la comunidad y familia). En otros términos, un concepto que reúna todo lo que busca cualquier familia”, reconoce Eduardo Martínez.

 

UNIENDO FUERZAS

“Desde hace 20 años ya existía la idea de crear un desarrollo residencial integral para incursionar en el mercado de la clase media. El inicio se marca cuando se adquirió en 1987 el predio que conocemos ahora por “Residencial Cumbres”, pensando que el crecimiento de la ciudad iba hacia el sur y no al norte como lo venía haciendo de forma tradicional en ese momento. Fue a lo largo de los años que se fue logrando situar servicios en esa zona, como lo fue el Colegio Cumbres, entre otras cosas, y poniendo ideas para lograr el producto adecuado. Posteriormente Fonatur empieza a agotar sus reservas territoriales para ese segmento y es cuando en el 2005 se funda Grupo Cumbres, integrando al Grupo E-Desarrollos para ofrecer y compensar la demanda de terrenos para ese segmento, claro, ahora bajo el concepto de la primera verdadera comunidad integral en la ciudad”.

POLÍGONO SUR

“El Polígono Sur ha sido una gran oportunidad para llevar a cabo nuestros diferentes proyectos y productos innovando en conceptos, ya que la zona tiene mucho potencial y era idóneo para poder desarrollar correctamente los conceptos residenciales de comunidad integral para la clase media-alta.

“A esto se conjugó el esfuerzo y la buena dirección del gobierno del estado y los propietarios de la zona para poner un marco de certidumbre y de lineamientos que facilitara la correcta urbanización y futura plusvalía de la zona”, aduce el alto directivo.

 

FILOSOFÍA CUMBRES

“Crear comunidades integrales de gran valor arquitectónico, en balance con la naturaleza para que sea parte de nuestro entorno, creando espacios recreativos de convivencia e integración familiar y su vez a un precio accesible para todos”.

 

EL FUTURO INMOBILIARIO EN Q. ROO

“Por un lado, creemos que mientras la industria hotelera siga creciendo constantemente seguirá habiendo necesidades de vivienda y crecimiento inmobiliario sin duda. Solo hay que mantener la conceptualización de los productos, no bajar la calidad de urbanización, seguir imponiendo nuestra filosofía de grupo y cuidar su correcta estrategia de comercialización y promoción.

“Por otro lado, Grupo Cumbres encuentra muy positivo el panorama de la industria inmobiliaria en Cancún, primeramente porque creemos que Cancún está viviendo el crecimiento de sus primeras generaciones que tienen necesidades de vivienda, y segundo debido al estable crecimiento turístico en nuestro estado, lo cual trae nuevas familias en busca de oportunidades y dará por consecuencia una constante demanda de vivienda a satisfacer”, menciona Martínez González.

 

LEY INMOBILIARIA DE Q. ROO

“Si hablamos de la Ley de Prestación de Servicios Inmobiliarios del Estado de Quintana Roo, conocida popularmente como Ley Inmobiliaria, ésta viene a regular una de las actividades de mayor importancia del estado, en especial la prestación de servicios como son la comercialización, administración, intermediación y comisión mercantil, prestados tanto por personas físicas como morales, nacionales e incluso internacionales, las cuales no tenían la obligación de ser agentes especializados en dicha actividad, por lo que al crear una normatividad que regule la actividad y obligue a las personas que pretenden prestar dichos servicios a la obtención de una acreditación, para la cual deben demostrar conocimiento del tema y de la legislación aplicable, proporciona a quienes requieren de esos servicios la seguridad de que son personas profesionales y debidamente capacitadas para asesorarlos en la adquisición del próximo hogar o de una buena inversión inmobiliaria”.

PREMIO ESTATAL DE DESARROLLO URBANO Y VIVIENDA 2014 

Grupo Cumbres, empresa enfocada al desarrollo residencial de alta calidad, obtuvo el Premio Estatal de Desarrollo y Vivienda 2014, que otorga cada año el gobierno del estado de Quintana Roo.

Eduardo Martínez González y Eduardo Martínez Ferráez, director y socio del grupo empresarial, respectivamente, recibieron la distinción en diciembre pasado.

En esa ocasión, Roberto Borge Angulo, gobernador de Quintana Roo, destacó que “el Premio Estatal de Desarrollo Urbano y Vivienda se otorga al proyecto más sobresaliente y que promueve con sus acciones el desarrollo sustentable, equilibrado y armónico de nuestras ciudades”.

El jefe del Ejecutivo estatal señaló que Grupo Cumbres, que se conformó en 2005, lo integran profesionales con experiencia de más de 30 años en el ramo de la construcción y en la ejecución de proyectos.

“El grupo pone especial cuidado en la selección de sus terrenos, desarrollo de proyectos adecuados a la necesidad del mercado en la zona, y otorga siempre el plus en la calidad de los servicios y acabados”, indicó.

 

 

 

 


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*