En la 21 y otras latitudes • Mayo

Nadie sabe, nadie supo

En mero acto protocolario el Grupo Vidanta presentó su plan de inversión  cifrado en 18 mil 948 millones de pesos, a pesar del manejo discreto y fuera de los flashes que mantiene su presidente Daniel Chávez.

El numerito resultó inesperado, pues además trajo a tierras quintanarroenses al presidente de la República, Enrique Peña Nieto, para encabezar el Anuncio de Inversión en el Sector Turístico, previó a su partida a Panamá para asistir a la Cumbre de Las Américas.

Vidanta no necesita reflectores, pues por sí solo genera en ingresos unos 700 mdd al año y unos 500 mdd en divisas, lo que permite dar empleo a 15 mil colaboradores, cifra que en cuatro años aumentaría a 18 mil.

Por esta razón llamó la atención el evento exprofeso para anunciar la millonaria inversión en presencia de EPN, en el marco de la ya acostumbrada rigidez que marca su protocolo.

Los discursos fluyeron esparciendo flores por doquier, lo que arrancó al presidente frases como “pareciera que no quisiéramos o nos negáramos a ver los avances cuando están frente a nosotros”, “… en el ámbito turístico son buenas las noticias que hay, México sigue creciendo”, y hasta ahí; sobre los proyectos a los que se destinará la inversión, detalles, montos, características, formas, tiempos, nada de nada… ¡Ah! Por casualidad nos enteramos que son unos cuatro mil millones de pesos para Quintana Roo. Pero insisto, ¿cuál habrá sido la verdadera intención?

Ojos vemos…

Habrá que estar muy atentos al futuro de la multimillonaria inversión que el consorcio mexicano Grupo Vidanta destinará con el apellido de Cirque du Soleil en Puerto Vallarta, pues se dio a conocer la venta del emporio canadiense, y aunque no se reveló el monto de la operación el consorcio está valuado en unos dos mil millones de dólares.

Una gran parte de la compañía, con unos cuatro mil empleados, es ahora propiedad de la estadounidense de capital de riesgo TPG Capital y su socio  chino Fosun Capitales, además del fondo quebequense de administración de fondos de pensión Caisse des depots. Estos últimos tendrán participaciones minoritarias. TPG es el mayor propietario de casinos del mundo, con una participación en Caesar’s Entertainment, mientras que Fosun es dueño de los clubes turísticos Club Med.

Guy Laliberté, el multimillonario fundador del circo, mantendrá una participación y continuará al frente de la asesoría estratégica y creativa. Habrá que ver los movimientos.

El asunto también nos preocupa, pues como todo trasciende las cosas no pintan del todo bien en JOYÁ -proyecto que concretó en la Riviera Maya el grupo Vidanta de la mano de Du Soleil, a cargo de Daniel Lamarre, con inversión de 20 mdd-, pues se redujeron de dos a una las presentaciones por falta de aforo, además de que las peticiones por parte de Cirque du Soleil son en ocasiones escandalosas. Ahora sí que ojo avizor para ver en qué o cómo termina la historia.

Diversión en el inframundo

En el nombre lleva la penitencia, y la probada garantía de éxito de Experiencias Xcaret sigue su curso ya no solo en Quintana Roo sino también en el vecino estado de Yucatán, donde se gesta un proyecto para un nuevo parque al estilo Miguel Quintana Pali que tendrá cenotes entre sus atractivos y llevará por nombre Xibalbá, que quiere decir el inframundo.

El costo del proyecto se estima en varios millones dólares y ya está en su fase de tramitología, con esperanza de contar a fin de año con el estudio de impacto ambiental para comenzar su desarrollo, pues más vale que empiece  ahora ya que  por la magnitud del mismo llevará unos cinco años su consolidación.

El predio que se eligió para el sitio tiene una gran cantidad de cenotes, y se contempla el uso de los que están más pegados entre sí para hacer una ruta y en cada uno brindar una actividad diferente, ya sea luz y sonido, restaurante, vaquería, aviario, buceo, kayacs.

Para imaginar la dimensión del plan, hay que señalar que los cenotes de Yucatán son mucho más espectaculares que los de Quintana Roo, por una muy sencilla razón, el nivel freático en aquella entidad está a 18 metros de la superficie y en Quintana Roo a solo seis. El grupo tiene también la intención de construir algunos hotelitos en Yucatán, de los cuales ya están en proceso tres y por comenzar el número cuatro. Estos abrirían sus puertas en enero de 2018.

Por lo que toca a Quintana Roo, luego de una inversión del orden de 200 mdp el grupo abrirá este año el parque Xsenses, que será vecino de Xcaret y en donde el atractivo serán los sentidos y el juego con la mente. Habrá que estar listos para la experiencia.

Quién lo hubiera imaginado

A quién se le ocurre a estas alturas hacer obras de traslado de fachada del aeropuerto con mayor actividad en todo el país. ¿No para eso está la planeación, la proyección? En el sentido estricto de la palabra, el Aeropuerto Internacional de Cancún se mueve en varias direcciones, todo esto motivado por la dinámica que registra la terminal aérea, y que cabe recordar solo el año pasado cerró con una cifra por arriba de los 17 millones de pasajeros y con una proyección a la alza para este año.

Ante esta situación, para nadie es un secreto que algunas de las áreas comunes del edificio de la Terminal 2, donde está la zona de registro de pasajeros, resultan ya insuficientes y por momentos con alta saturación.

Por esta razón, como parte de los trabajos previstos para el período, todo el frente de la terminal, es decir la fachada con todo y alerón, avanzará 11 metros al frente, con lo que se espera mejorar la movilidad al interior del edificio. Aunque ya sabemos que por razones por todos conocidas no se dan a conocer datos sobre montos de inversión, las obras forman parte del plan quinquenal de inversión del grupo. En la Terminal 2 hay remodelaciones todo el año, e incluso ya creció  el número de tiendas, además de que el punto de inspección aumentó al doble. En la Terminal 3, por ejemplo, también se ven tapiales que cubren las obras con las que crecerán las zonas de documentación y venta de boletos, que albergará 30 nuevos mostradores, y otros más detrás de los cuales crece la fachada para seis nuevas posiciones de llegada de aeronaves, con sus respectivas seis puertas de embarque, sin contar todo lo que viene con la construcción de la Terminal 4, que está en fase de planificación y diseño de espacios… ¡Vaya movimiento!

Ver para creer

Cero y van dos, tres y quizá hasta cuatro ocasiones en las que se ha hecho el intento por unir al Sureste mexicano con otros países que conforman el proyecto Mundo Maya. Dicen que no hay quinto malo, y ahora sale al quite la aerolínea Volaris que anunció su incursión en Centroamérica.

La nueva aventura comienza con el vuelo Cancún-Guatemala, que arranca el 18 de junio próximo, aunque en realidad serán dos nuevas rutas, al adicionar otra al país centroamericano, pero desde Guadalajara.

En este caso y desde el destino que nos compete, el tema toca un punto crucial, ya que es precisamente la falta de vuelos de interconexión entre estos sitios lo que ha mantenido por décadas en el limbo el plan regional.

Recordemos que también la aerolínea TAR, desde su centro de operaciones en Querétaro, dio a conocer su plan de interconexión con destinos que conforman el proyecto turístico, por lo que como dicen de aquí pa´l real.

La incursión de Volaris es de importancia, sobre todo cuando la aerolínea mexicana ya logró transportar a más de 49 millones de pasajeros, desde sus inicios en 2006,  a través de sus más de 230 vuelos diarios que opera la aerolínea a 58 destinos, 38 en México y 21 internacionales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*