El boxeo, principal arma promocional

En esta edicion el presidente de Grupo Editorial Latitud 21, Eduardo Albor, cede su espacio al empresario y promotor boxistico José Gómez para hablar de su pelea por subir al cuadrilátero a nuestro paraíso inventado.

Hace algunos años Quintana Roo era un destino que ofrecía sol, mar y arena; hoy, esos atributos naturales se han complementado con el boxeo para hacer de este rincón del Caribe mexicano un importante escenario pugilístico reconocido prácticamente en todo el mundo.

De la mano del añorado don José Sulaimán Chagnón, presidente del Consejo Mundial de Boxeo (CMB), de gobernantes quintanarroenses como Félix González Canto y Roberto Borge Angulo, así como de la promotora Cancún Boxing hemos trabajado con vehemencia y constancia para impulsar a Cancún como una marca a nivel mundial que combina a la perfección sus ofrecimientos turísticos con la pasión que encierra el deporte del boxeo.

Hay que destacar que este deporte ha dado mucho a Quintana Roo, y todavía tiene mucho por entregarle. Aún permanece fresca en la memoria aquella “Noche de Campeones” que se organizó en enero de 2006 para levantar a Cancún de los embates sufridos por el huracán Wilma (en octubre de 2005). En aquella ocasión, cerca de 100 campeones y excampeones mundiales se dieron cita en esta ciudad para hacer del evento uno de los más importantes de los últimos años. Aquí estuvieron glorias del boxeo mundial haciendo historia: Ken Norton, Evander Hollyfield, Lennox Lewis, Alexis Argüello, Carlos Baldomir, Héctor Camacho, Jeff Fenech, Michael Spinks, Óscar de la Hoya, y otros más provenientes del extranjero, además de glorias del pugilismo mexicano como Julio César Chávez, Rubén Olivares, Ricardo López, Pipino Cuevas, Carlos Zárate, Raúl Macías, etc.

Estos ilustres visitantes vieron ganar a Jorge Travieso Arce, al nicaragüense Adonis Rivas, al cancunense Rodolfo Rudy López y a Freddy Papita Blandón, en peleas disputadas en la Plaza de Toros de Cancún.

Fue el primer suceso boxístico en el que los nombres de Cancún y Quintana Roo comenzaron a sonar fuerte en el mundo del boxeo.

También podemos afirmar con orgullo que con la pelea que sostuvo en Fukuoka, Japón, Rodolfo Rudy López, quien le arrebató el título mundial de peso Pluma del CMB al japonés Takashi Koshimoto, el 30 de julio de 2006, regresó el boxeo a la pantalla abierta tras varios años de permanecer en la modalidad de Pago Por Ver (PPV). Gracias a esto, los aficionados pueden hoy disfrutar de las funciones boxísticas de manera gratuita desde la comodidad de su hogar.

Como consecuencia de esta accesibilidad televisiva, el boxeo, que en 2006 se encontraba en el séptimo lugar en la lista de los deportes más populares de México, ascendió en 2007 al cuarto lugar, y en 2011 al segundo sitio, en el que permanece actualmente, pero a sólo dos puntos porcentuales del futbol, que tiene 39 por 37 del pugilismo, según reciente encuesta realizada por Consulta Mitofsky.

La promoción del destino alcanzó un nivel incalculable gracias a la primera pelea de campeonato mundial de peso Completo que se disputaba en México. El 8 de marzo de 2008, en la Plaza de Toros de Cancún, el nigeriano Samuel Peters se convirtió en el monarca absoluto de la categoría al imponerse en seis rounds al ruso Oleg Maskaev.

El inmueble de la avenida Bonampak, que registró un lleno impresionante, dejaba en claro que el Caribe mexicano estaba listo para convertirse en una de las plazas ideales para organizar cualquier función boxística.

También resalta el importante impacto promocional que recibió Cancún en Europa en octubre de 2008, cuando el ucraniano Vitali Klitschko, hoy un fuerte candidato a la presidencia de su país, que desafortunadamente vive un lamentable episodio de violencia, colaboró con la promoción durante su combate con Samuel Peters, a quien arrebató el cetro mundial de los Completos, en el “O2 World Arena”, en Berlín, Alemania. Acompañados de don José Sulaimán, allí tuvimos presencia para promover a Cancún y para apoyar al campeón.

En Estados Unidos tenemos dos importantes aliados que se han sumado para promover Quintana Roo a través del boxeo, uno de ellos es Óscar de la Hoya, presidente de la promotora Golden Boy Promotions, y con quien hemos compartido eventos en ese país. El nombre de Cancún ha estado a la vista en escenarios de Las Vegas y California. El otro es el singular Donald Don King, con quien hemos trabajado en eventos de suma importancia. El presidente de la empresa Don King Productions es una persona que siempre ha demostrado su simpatía por México, y de manera especial por Quintana Roo.

En Japón, el nombre de Cancún también ha estado presente gracias a la relación que existe con el promotor Akihiko Honda, titular de Teiken Promotions. Por cierto, Honda ingresó al “Salón Mundial de la Fama de Boxeo” en 2008 y al “Salón Internacional de la Fama de Boxeo” en 2009.

También en ese país, el campeón mundial de peso Gallo del CMB, Tomoki Mexicanito Kameda, quien es representado por Cancún Boxing, ha participado como difusor cancunense.

Es digno destacar la gigantesca promoción de la marca Cancún que generó la pelea por el campeonato mundial de peso Superligero del CMB, que disputaron en Cancún, en agosto de 2013, el chetumaleño Sergio Yeyo Thompson y el japonés Takashi Miura.

 Japan Boxing Magazine, la revista japonesa especializada en boxeo de mayor circulación en el continente asiático, dedicó cuatro planas al combate que se disputó en la Plaza de Toros, ante cerca de ocho mil aficionados.

Así, el boxeo ha sido, es y será nuestra más importante punta de lanza en la promoción de las bellezas naturales de este maravilloso destino turístico-boxístico llamado Quintana Roo.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*